Facebook Twitter Google +1     Admin

El comunista Togliatti denunció en 1945 que grupos armados (supuestamente) de izquierda actuaban bajo la dirección de la oligarquía internacional.

20091224133439-togliatti.jpg

Recién terminada la II Guerra Mundial, el histórico líder comunista italiano Palmiro Togliatti (1893-1964), en el Informe al II Consejo Nacional del PCI (Partido Comunista Italiano), en abril de 1945, denunció la complicidad entre los grupos violentos, que decían actuar en nombre del pueblo, y las fuerzas reaccionarias italianas e internacionales, y advertía a las fuerzas democráticas y populares sobre la necesidad de destapar esta siniestra alianza si no querían perder su soberanía (que tanto les había costado conquistar en la guerra de liberación nacional contra el fascismo), en favor de la oligarquía local y extranjera. Algo que desgraciadamente terminaría por suceder “gracias” a la secreta Red Gladio, vinculada a la OTAN, la cual tenía como objetivo desprestigiar a las fuerzas populares y revolucionarias, a través de la comisión de atentados terroristas, que posteriormente atribuía a grupos izquierdistas en su nómina.
La ingenuidad (cuando no la abierta complicidad) de muchos líderes de izquierda, jugó a favor de esta siniestra estrategia del gran capital internacional.

A continuación reproducimos un extracto del citado informe, en el que Togliatti efectúa dicha denuncia. Su importancia radica en que se trata de una de las primeras (por no decir la primera) denuncias públicas de la "Estrategia de la Tensión", utilizada por las potencias capitalistas, en Europa Occidental durante toda la Guerra Fría, para frenar el avance de las fuerzas populares y revolucionarias.

"(...) El fin que se propone esa tendencia (grupos violentos supuestamente de izquierda), que por varios síntomas tenemos motivo para creer que está alimentada por fuerzas tenebrosas y bien organizadas que actúan en la sombra, es evitar la consulta popular a más o menos breve plaza, prolongar indefinidamente la ocupación de Italia por parte de los ejércitos liberadores aliados, y así poner una barrera casi insuperable a la avanzada de las fuerzas democráticas, y volver a un régimen si no abiertamente fascista, al menos de tipo fascistizante. Trabajan para esa tendencia grupos llamados extremistas provocadores, en cuyas filas no excluimos la posibilidad de que puedan encontrase honestos trabajadores y honestos demócratas que no comprenden la situación del país, pero cuya dirección sin duda está en manos de quienes actúan para llevar a Italia otra vez a romperse la crisma. A estos grupos provocadores pertenece el grupo dirigente del movimiento separatista siciliano, aunque en la masa de separatistas haya todavía muchos trabajadores que de buena fe creen luchar por el bien de su isla. Para aumentar la confusión, uno de estos grupos de provocación hasta utiliza el nombre de nuestro partido y del llamado movimiento comunista. A l misma familia pertenecía la Unión Proletaria de Salvarezza. A la misma familia pertenecen formaciones que se llaman de guerrilleros pero que no tienen nada que ver con el glorioso movimiento guerrillero. No nos resulta extraño el hecho que cuando investigamos la actividad de estos grupos encontramos casi siempre hilos que nos llevan muy alto y muy lejos. En un extremo está el troskista que habla de la manera que considera más oportuna para engañar a los trabajadores, y del otro está el General reaccionario o tal vez alguien más alto aún que trabaja conscientemente para alcanzar un determinado objetivo. Esta tendencia es la más peligrosa. La tenemos que denunciar y poner en guardia a los compañeros y a los trabajadores contra ella.

En particular, piensen los compañeros del sur y de Sicilia que no tenemos ningún interés en que se cree una situación como la de 1922, cuando cada domingo había un conflicto armado en una localidad y los estratos medios poco a poco se vieron llevados a pensar que la clase obrera y el socialismo sólo significaban violencia. Son los reaccionarios, son los fascistas los que tienen interés en crear una situación de este tipo y nosotros debemos saberla conocer a tiempo y aventar sus provocaciones.(...)"

Os invitamos a ver el magnífico documental de Toronto Cosme "Ejército Secreto", en el que se resume la conocida como "Estrategia de la tensión" desarrollada por la OTAN, durante la guerra fría, en los países de Europa occidental, y destinda a sembrar el miedo y el caos entre la población, mediante atentados terroristas, con el objetivo de obligar a ésta a pedir más seguridad, es decir, más control social y más represión, aunque ello supusiese una reducción de sus libertades individuales y contribuyese a forjar un Estado totalitario.

Comentarios » Ir a formulario

gravatar.com
Autor: 1789now

http://documentalesatonline.blogspot.com/2009/12/operacion-gladio-miniserie-de-3.html
.
http://documentalesatonline.blogspot.com/2009/12/operacion-gladio-miniserie-de-3.html

Fecha: 26/12/2009 10:00.


Añadir un comentario




No será mostrado.




Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris